TERAPIAS DE APOYO





¿QUÉ ES LA FISIOTERAPIA PEDIÁTRICA?


El conjunto de intervenciones que tienen como finalidad ofrecer a los niños con déficits o con riesgo de padecerlos, así como a sus familiares, una serie de estrategias terapéuticas que faciliten su desarrollo motor permitiéndole así alcanzar su máxima capacidad funcional y autonomía.

El fisioterapeuta pediátrico es el profesional que dispone de formación específica de cómo el niño se desarrolla a nivel psicomotor, qué mecanismos usa para aprender a moverse, cómo consigue controlar su propio cuerpo y qué cambios sufre su sistema musculo-esquelético con el crecimiento.

¿EN QUÉ PUEDE AYUDAR A UN NIÑO CON SÍNDROME DE PITT HOPKINS?


Los niños con Síndrome de Pitt Hopkins presentan cierta hipotonía y un desarrollo psicomotor más lento, alcanzando ítems motores como voltear, sentarse, gatear o caminar de manera más tardía, e incluso una vez alcanzada la deambulación ésta es con una base de sustentación ancha e inestable.

El fisioterapeuta pediátrico planificará un programa individualizado que constará de un gran variedad de estrategias terapéuticas para mejorar su potencial motriz e independencia, además es importante que pueda ayudar a los padres a incluir estos objetivos terapéuticos en las actividades de la vida diaria con su hijo.

Específicamente, en los niños con síndrome de Pitt Hopkins planificaremos actividades para potenciar la musculatura (sobre todo cintura escapular y pélvica), confeccionaremos ayudas posturales en el caso de que exista una postura muy asimétrica en sedestación o retraso en la adquisición de la bipedestación. Además suele ser frecuente la necesidad del uso de ortesis de pie por una alineación inadecuada como consecuencia del bajo tono muscular.

Durante todo este proceso de intervención es fundamental buscar las motivaciones del niño para que aprenda y realice adquisiciones motoras que le permitan moverse más y mejor en sus entornos naturales.